Crítica ‘The Matrix’: Obra maestra del cine de acción

The-Matrix-Wallpaper-The-Matrix-Movie-Film-1999-Year-Keanu-Reeves-Neo-mr.-Tom-Anderson

10,3 millones de dolares fue el presupuesto que Warner Bros aportó para que ‘The Matrix’ se convirtiera en realidad. Los hermanos Wachowski, conscientes de que con eso no tenían casi ni para empezar, echaron el resto y realizaron la primera escena de la película: una Trinity embutida en cuero escapando a través de los edificios. ¿El resultado? Cheque en blanco por parte del estudio y para adelante. Así comenzó la producción de uno de los mayores films de acción y ciencia ficción que nos ha deparado el cine, y sin duda, el más influyente en el siglo XXI.

Contar a estas alturas de qué trata Matrix debería ser una tomadura de pelo, pero si todavía queda algún rezagado que no la ha visto, con mas razón para no contar de qué va. ‘The Matrix’ es uno de esos milagros que pocas veces se dan en el cine: una fascinante historia apoyada en un guion excelente, un ritmo sublime, una puesta en escena brillante, una banda sonora a la altura y unos directores que innovan y lo hacen de manera primorosa. Toda una combinación de elementos mezclado en las cantidades exactas, una virguería del cine de acción que más de 15 años después mantiene su legado de manera intachable. Porque los hermanos Wachowski pueden que hayan tenido una carrera de lo más irregular, pero el hecho de que hayan creado una cinta como la que nos ocupa, les da todo el crédito del mundo.

ixcU85SrsB

Gran parte del éxito de esta película de culto es gracias a su increíble historia aupada por un guion todavía mejor y una espectaculares escenas de acción que revolucionaron el género hasta nuestros días. Y aún viéndola por enésima vez en la actualidad, la cinta todavía mantiene todos sus aciertos que la elevaron al olimpo del cine. La combinación de filosofía con un mundo apocalíptico, una guerra entre hombres y maquinas, profecías, electrónica informática y toda la imaginería visual que destila cada uno de los planos e imágenes capturados por los dos hermanos, funcionan igual de bien como el primer día e incluso mejor. Porque Matrix es un film que con cada visionado descubres algo nuevo, un pequeño detalle, un diálogo que te había parecido insignificante y que de repente cobra sentido, una referencia que has pasado por alto,… y gracias a ello hace que revisionar la experiencia sea tan gratificante, mas allá del espectáculo que ofrece con sus impresionantes escenas de acción. Puede parecer que la filosofía integrada en el guion les pueda parecer a muchos simple verborrea para que todo tenga un aspecto mas “cool”, pero nada más lejos de la realidad, ya que para explicar el gran enigma de la película (¿qué es Matrix?) la filosofía es tan necesaria como ilustrativa.

Si bien el concepto y la idea que hay detrás de todo es magnífica, hay que recalcar que lo mejor es claramente el guion. Porque una vez descubierto y analizado el trasfondo del film, uno se da cuenta de que al fin y al cabo lo que es el eje tanto de este primer capitulo como de la trilogía, el hombre contra la maquina, no es demasiado original, pero es el guion (y por supuesto su mundo) lo que hace de Matrix algo tan especial. Unos diálogos tan fascinantes como engañosos, un camuflaje para taparnos la realidad ante nuestros ojos, una realidad tan sencilla de explicar como compleja en su explicación; y una estructura fantásticamente construida, de subidas y bajadas, para mostrar y dar tiempo a procesar. Es sin duda una construcción brillante, con unos personajes totalmente definidos y carismáticos, con evolución y un halo de misterio increíblemente estimulante, que supieron trasladar perfectamente a la gran pantalla en un montaje y una dirección sublimes.

El estilo visual del film fue todo un acierto, con una estética underground mezclada con toques de cyberpunk que dejó encandilados a millones de personas, que acompañaba perfectamente a los grandes momentos de la cinta, unas maravillosas escenas de acción que nunca antes se habían visto. El llamado “tiempo bala” fue todo un logro tanto para la película como para el cine, una técnica que se ha repetido mil y una veces a lo largo de todos estos años y que en cualquier película del género que se precie, es utilizada en sus momentos claves. Esta técnica, sumada a una impresionantes coreografías de artes marciales y también de intensos tiroteos, hicieron de Matrix toda una experiencia puntera y referente en el género de acción, y que todavía hoy no ha sido superada aún.

the-matrix-hd-wallpapers11

A ello hay que sumarle un reparto estelar. Un Keanu Reeves que sin ser un gran actor, le viene como anillo al dedo su personaje de Neo; un Lawrence Fishburne que aporta un misticismo y un liderazgo a su Morfeo inigualable; un Hugo Weaving que interpreta a uno de los grandes villanos que nos ha deparado el género, el agente Smith; y una Carrie-Anne Moss que se convierte también en heroína y en una mujer de armas tomar (literalmente) con su fantástica Trinity. Ademas de un conjunto de secundarios que dan la talla sobradamente como Joe Pantoliano, Gloria Foster o Marcus Chong, entre otros.

‘The Matrix’ es sin duda la película de culto por excelencia de los amantes al cine de acción. Una calificación totalmente merecida gracias a un guion brillante, unas escenas de acción atemporales y un historia tan irresistible como visualmente apabullante. Una cinta referente en el cine, que quince años mas tarde sigue deslumbrando y dejándonos nuevos detalles, y que ha sido imitada hasta la saciedad. Una obra maestra que marcó un antes y un después. Una joya irrepetible.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s